El Chojín

El Chojín 960 640 Silvia Fernández

Veterano artista de la escena Hip Hop en España, El Chojín es reconocido por la profunda crítica social que lleva a cabo en sus temas. Marcó un hito en la historia del Rap español con su disco ‘Solo para Adultos’ (2001), en el que ponía de manifiesto la madurez de su estilo con grandes dosis de compromiso y temática social. Entre sus trabajos destacan el proyecto ‘995’ (volúmenes I y II) en colaboración con otros raperos españoles y, en solitario, ‘Mi turno’, ‘El nivel sube’, ‘Solo para Adultos’, ‘Cuando Hay Obstáculos…’ y ‘… Jamás Intentes Negarlo’ (las iniciales de estos dos trabajos conforman su apodo, Chojín). ‘Rap por placer’, de distribución gratuita vía Internet; ‘8jin’, ‘Striptease’, ‘Aún Rap Por Placer’ o ‘Cosas que pasan, que no pasan y que deberían pasar’ serán los títulos de sus posteriores discos, en los que temas como la profesionalidad en el Rap, la violencia de género o la ironía se entremezclarán con su propio alma, sus inquietudes y movidas callejeras. Su carrera artística continúa con la creación, en 2011, de ‘El Ataque de los que observaban’, que se convierte de nuevo en referente de fina elegancia y compromiso visceral con la sociedad que le rodea. El pasado año, en el mes de mayo, regresa aportando rimas a la realidad con el que es su último trabajo hasta la fecha, ‘Instinto, razón, autobiografía: I.R.A’.

Considerado por los críticos musicales y culturales más importantes como un “comunicador”, “moderno trovador” o “el nuevo poeta urbano” y, siendo su trabajo calificado como “Rap inteligente” o “Rap distinto: poesía, crítica y compromiso”, El Chojín ha participado en numerosas tertulias literarias como la del Café Hispanoamericano, así como en una innovadora forma de exponer sus textos en el marco de una gira llamada ‘No Te Va A Doler’, una serie de recitales en cafés y teatros. ‘Versos prestados’ fue un evento cultural que surge en diciembre de 2005, y que entonces contó con dos Premios Nacionales de poesía, Félix Grande y Ángel García López, que intercambiaban textos recitados con el propio Chojín.

El uso de la palabra como método de expresión constante es una de las señas de identidad de El Chojín, como se demuestra en sus diferentes aportaciones literarias ‘Rap: 25 años de rimas’ (2010), ‘Peligro de vida’ (2010), ‘Ríe cuando puedas, llora cuando lo necesites’ (2011) o ‘Metástasis’ (2012).